Disponer de una acreditación basada en una evaluación externa permitirá a los pacientes identificar centros y servicios sanitarios que les ofrezcan confianza, y a los profesionales disponer de un reconocimiento de la práctica médica para combatir el intrusismo y la mala praxis.

Utilizamos cookies para ayudar a proporcionarle la mejor experiencia posible en la web. Al utilizar este sitio, usted acepta el uso de cookies. Más información